Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Desplácese hacia arriba

Arriba

2 comentarios

Manda Carallo, un pequeño trozo de Galicia en pleno Getafe

Actualidad Sur

“Una isla para náufragos de ciudad”, así es como nos define Carlos y Rosi su restaurante. Se trata de un pequeño local que el matrimonio abrió hace apenas tres años en la calle Carabanchel de Getafe, especializado en la cocina tradicional gallega y que lleva por nombre, como no podía ser de otra manera, Manda Carallo (una expresión muy típica en tierras gallegas).

Su decoración, con las meigas como protagonistas, y su tenue iluminación evocan directamente a una pequeña aldea gallega o como su propietario Carlos señala, “a una pequeña isla que cuando entras te lleva a un  mundo totalmente diferente a lo que te puedes encontrar fuera”.

Desde el año pasado el restaurante tiene un certificado de excelencia de Tripadvisor por los comentarios recibidos, “solemos estar muy bien posicionados, antes de ayer estábamos en el número uno y ayer bajamos al número dos, pero siempre nos encontramos en los primeros puestos de la clasificación” señala Carlos.

Aseguran ser un tipo de restaurante diferente al resto, pues “no tenemos fútbol, ni máquina de tabaco, ni si quiera cafetera, solo tenemos un televisor que utilizamos para poner videos de nuestro eventos”.

Y es que, en Manda Carallo todo es al más estilo tradicional galleo. Sus recetas, sus productos, traídos directamente de las Rías Baixas, y hasta su elaboración “aquí solo hacemos café en puchero y lo colamos con manga, como toda la vida”.

Eso sí, en todas sus recetas hay un producto que no puede faltar, el aceite de oliva virgen extra, “somos fan de este aceite y todo lo cocinamos con él. Creemos que el aceite es el vehículo más importante para transmitir un buen sabor a un buen producto como es el nuestro”.

El pulpo y el arroz con bogavante sus platos estrella

De su carta destaca el pulpo, que es su plato estrella, pero a pesar de tener una carta reducida siempre hay sugerencias fuera de ella “tenemos una carta muy pequeña pero jugamos con las sugerencias los fines de semana que es cuando suele haber más afluencia de gente”, asegura Rosi. De entre las sugerencias el plato estrella de encargo es el arroz con bogavante.

En este restaurante no hay nada precocinado ni nada que pueda alterar el producto. Los platos se van cocinando y elaborando según se van pidiendo, “tardamos un poquito más en servir pero la espera merece la pena, nuestros clientes ya están acostumbrados a esto”.

Aseguran seguir siempre una filosofía de vida y que, hasta el momento, creen que es parte de su éxito: “dar a los clientes lo que nos gustaría que nos diesen a nosotros, al precio que nos gustaría que nos cobrasen y si algo no nos gusta directamente no lo damos”.

Primeros pasos de Manda Carallo

Anteriormente, durante los años 2005 al 2012, Carlos y Rosi tuvieron otro restaurante en la zona norte de Getafe pero el negocio no acaba de ir bien, “trabajábamos muy bien los fines de semana pero entre semana el negocio se resentía un poco”.

Por este motivo decidieron trasladarse a otra calle más céntrica, que no principal enfatiza Carlos, “nosotros siempre hemos sido de calles secundarias”.

El Manda Carallo de ahora, el de la calle Carabanchel, es idéntico al del norte de Getafe con la misma decoración y ambiente, solo que en un local más pequeño, “ahora podemos tener un trato más personal, más cercano y eso es lo que buscabamos”.

Comentarios

  1. Rosi y carlos

    Muchisimas gracias! Manda Carallo

  2. Marta aguado cabia

    Lo mejor que me podía haber pasado, conocer el Manda! Su cocina,su buen local y sobre todo su gente!
    (No sé si puedo poner… esas tardes de música después de comer con ese orujo de café…)

Dejar un comentario